NOTICIAS

30 de diciembre de 2018

5 retro-videojuegos de coches que probablemente no conocías

Cada año se lanzan al mercado una cantidad ingente de videojuegos. Muchos de ellos están destinados a alcanzar la gloria como los títulos más vendidos y jugados, pero al margen de eso, llama la atención que cualquier género que imaginemos tiene un público dispuesto a disfrutar de él.

A nivel doméstico, me aventuraría a decir que los sandbox son los reyes actuales (me refiero a juegos como Spider-Man 4, Red Dead Redemption 2, Assassin´s Creed Odyssey o la última entrega de GTA), pero sin lugar a dudas, no todos los jugadores podemos dedicarle las horas que estos juegos requieren.

El poster promocional de Gran Trak 10
El poster promocional de Gran Trak 10 nos sirve para ilustrar la cabecera de este post

Pensando en ellos, hay multitud de géneros que ofrecen una alternativa bastante atractiva para los llamados “jugadores ocasionales”, y si bien, los juegos de futbol ofrecen partidas tan rápidas y adictivas como las que se disfrutan en títulos de lucha o tipo puzzle, hay otro género que también suele ser de los predilectos para jugadores que, como yo, solo podemos dedicarles un tiempo muy limitado.

Me refiero, por si no lo habéis adivinado gracias al título del post, a los videojuegos de coches. Este género, en el que destacan títulos como los de la saga Need For Speed o Mario Kart, puede presumir de haber estado en el mercado desde sus inicios, y aunque los juegos actuales tienen poco o nada que ver con clásicos como Wheels o Gran Trak 10, la intención de hacernos sentir como auténticos pilotos de carreras sigue ahí.

Hoy, y viendo la atención que están despertando los videojuegos antiguos gracias a la llegada de “versiones mini” de consolas famosas, emuladores o retro-consolas no oficiales, pretendo descubriros cinco juegos de coches que disfruté mucho en el momento que fueron lanzados al mercado y que estoy seguro que pueden daros unas cuantas horas de diversión si os decantáis por ellos en las maquinas que comentaba.

Por supuesto, si no tenéis máquinas de ese tipo o el software adecuado, siempre podéis jugar juegos de coches de navegador, una opción que lleva tiempo cobrando fuerza y que nos ofrece un abanico la mar de amplio y con títulos tan divertidos como Dragon Ball Kart.

Dicho eso, paso a las cinco propuestas que os traigo en este especial de retro-videojuegos de coches. ¡Vamos allá!

Burning Rubber / WEC Le Mans


Mi primer contacto con el mundo de los videojuegos fue gracias al mítico Amstrad CPC 464. En aquel ordenador con monitor en monocromo verde me encantaba jugar a un juego de coches llamado WEC Le MAns en honor al famoso circuito de carreras.

El titulo era sencillo y simplemente tenías que ir avanzando y adelantando a otros vehículos sin salirte de la carretera. Recuerdo que sus gráficos me impactaron y que tras jugarlo mucho tiempo, volví a disfrutarlo en color gracias a esa especie de remake llamado Burning Rubber que, en modo cartucho, acompañaba tanto a la consola Amstrad GX4000 como al ordenador Amstrad 6128.

Sigue siendo un alarde técnico para la época, y merece ser recordado.



Chase HQ


El boom de los videojuegos de coches hizo que hubiera cientos de títulos similares. En 1988, para diferenciarse de la competencia, Taito lanzó al mercado un juego llamado Chase HQ que unía lo mejor de los juegos de coches con la acción de una persecución policial, dando pie a un título que, quiero pensar, inspiró ese juegazo que fue Need For Speed 3 Hot Pursuit.

Su mecánica era bastante simple. Ibas conduciendo, buscabas a los sospechosos e intentabas detenerlos. Simple, pero muy adictivo.



BC Racer


En 1992, Nintendo revoluciono el mercado de los videojuegos de coches con Super Mario Kart. Este título creado para “el cerebro de la Bestia”, la Super Nes, ofrecía horas y horas de diversión y como tal, creo escuela.

El número de clónicos de Mario Kart que surgieron fue enorme, pero entre todos, había algunos títulos que destacaban por ofrecer entidad propia.

Por aquel tiempo, no tenía consolas en casa, sino que jugaba en un PC y si bien, le eché muchas horas a ese clónico que fue “Wacky Wheels”, tengo que admitir que BC Racer me gustó mucho más.

Este juego de carreras nos trasladaba a la prehistoria, a un escenario muy similar al que veíamos en los Picapiedra y nos permitía disfrutar de originales carreras que cambiaba los Karts por Sidecars.

Así pues, podíamos elegir parejas de personajes con los que correr y hacer perrerías a nuestros rivales.

El juego, que estaba disponible en PC, fue lanzado originalmente para la Mega CD, y fue una sorpresa para muchos pese a haber pasado de puntillas por el podio de la fama de los videojuegos de los 90.



Neo Drift Out


Los videojuegos de coches también eran muy populares en las salas recreativas. Títulos como Out Run contaban con máquinas impresionantes que transmitían sensaciones únicas a los jugadores, pero alejándose de ese tipo de “muebles especiales”, Neo Geo lanzó en 1996 Neo Drift Out.

Este juego se presentaba en una recreativa bastante similar a las tradicionales salvo por que tenía volante, palanca de marchas (bueno, marcha para adelante y marcha para atrás) y un pedal para acelerar.

El juego, ofrecía una experiencia totalmente árcade frente a los primeros juegos de Rally realistas que aparecieron en la época y era un gustazo pegar volantazos con el juego para derrapar e ir avanzando por los diferentes niveles que había y que ponían a prueba la destreza de los jugadores.



The Simpson: Road Rage


En último lugar, os propongo otro clónico. En este caso uno que, con el sello de Los Simpsons, copiaba descaradamente a uno de los mejores videojuegos de la edad de oro de Sega. Me refiero a The Simpson: Road Rage, un título que duplicó por completo la esencia de Crazy Taxi (gran juego y mejor Banda Sonora gracias a The Offsprings).

Curiosamente, el juego de los Simpson se vendió mucho más que el original que muchos disfrutamos en casa gracias a la genial Dreamcast, pero desde luego, no tenía el elemento musical del original.

Aun así, The Simpson: Road Rage resulta divertidísimo y con su mecánica de recoger clientes y llevarlos a su destino, ofrece horas de diversión tanto para jugadores clásicos como nuevo.

Sin duda, hay muchos otros títulos que podrían estar por aquí, pero por ahora, esta es mi selección. Os animo a comentar vuestras impresiones sobre estos títulos y que hagáis propuestas de títulos tan curiosos como estos. ¡Siempre serán bienvenidos!


2 comentarios:

Cerrajero Alcora dijo...

Me encantan los juegos antiguos, y esos de coches....eran buenísimos

Vikingo temporada 6 dijo...

Bua... Soy totalmente fand e la old school por lo que he quedado encandilado con este post, te felicito!

Premio del Público

¡Contáctanos!

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *