NOTICIAS

10 de febrero de 2016

Crítica de La Habitación: La dura realidad de un trauma terriblemente común

La nueva película de Lenny Abrahamson (Frank) profundiza en el trauma que sufren las personas recluidas en contra de su voluntad.

Crítica de "La Habitación"

La realidad que vivimos se compone principalmente por nuestras experiencias y nuestro entorno, pero ¿Qué pasa cuando tu existencia se limita a una pequeña habitación de poco más de 4 metros cuadrados?

De eso es de lo que trata La Habitación, una película que opta a cuatro premios Oscar en 2016 y que se centra en la dura existencia de Jack y su madre. Brie Larson (Community) da vida a una joven que fue secuestrada por siete años atrás, y que ha sido obligada a malvivir en una caseta en la que su captor la viola cada noche.

Tras dos años de duro sufrimiento, se convertirá en madre de un pequeño que le cambiara la vida y que le obligará a sacar lo mejor de sí para que su hijo acepte de buena manera su dura realidad.

Así pues, Ma (el personaje de Larson) y su hijo Jack (Jacob Tremblay, un joven poco conocido, pero que desde 2013 se está haciendo un nombre en este mundillo) harán de su habitación un mundo lleno de normas que mantengan su cordura, convirtiendo la primera parte de esta historia en un extraordinario relato sobre como el ser humano puede convencerse a sí mismo de una realidad imposible de aceptar, pero que asegura su supervivencia.
 
Imágenes de "La Habitación"
Tener que hacer un juguete con cascaras de huevo es solo una muestra de la situación que viven los protagonistas de "La Habitación"

Dura como pocas cintas de este género (el de secuestros) y pensada al milímetro para no caer en el morbo fácil, “La Habitación” consigue sobrecoger sin llegar a ser un film desagradable, y tras un primer tramo centrado en el cautiverio y fuga de sus protagonistas, se centra en la dura vuelta a la realidad que sufren las personas que han sufrido un trauma semejante.

Repleta de detalles sobre ese duro regreso a la vida normal, el film no deja de sorprender al espectador con su intimista y cautivadora historia, y aunque para algunos puede resultar un poco larga, su historia resulta imprescindible.

Curiosamente, y pese a que su tono nos puede recordar a historias basadas en hechos reales, “La Habitación” adapta la novela homónima de Emma Donoghue, la cual estoy deseando de leer porque probablemente profundice aún más en la claustrofóbica primera parte de la historia. 

Imágenes de la película "La Habitación"
El mundo fuera de una habitación también puede ser duro
Recomendable al 100%, esta película viene acompañada de una emotiva banda sonora compuesta por Stephen Rennicks, un autor habitual del cine poco comercial, y tanto por la historia que cuenta, las interpretaciones tan magistrales que ofrece y la soberbia forma en la que está dirigida (increíble como toma cuerpo la habitación que da nombre el film) no deberíais perdérosla.

Por poner algún pero, diría que hay una diferencia muy importante entre las dos partes que componen el film (la que tiene lugar en la habitación y fuera de ella), y si bien, ambas se complementan para contar toda la historia de los protagonistas, no serán pocos los que se quejen de ello.

Joan Allen y William H. Macy en "La Habitación"
Joan Allen y William H. Macy dan vida a los padres de Joy (la "Ma" de Jack)

Además, el papel de William H. Macy (el padre de la serie “Shameless”) me parece muy poco aprovechado (solo aparece para dejar constancia de la forma en que alguna gente afronta traumas tan duros como el de los protagonistas), y aunque aporta valor al film por dotarlo de más caras conocidas, creo que hubiera sido igualmente valido poner a cualquier otro actor.

Aún así, estos detalles no restan valor al producto final, por lo que si quieres sobrecogerte con un film y alejarte de otros dramas repetitivos con personajes previsibles, “La Habitación” es tu película para el 26 de febrero de 2016.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Perfectamente explicado.

LizaMaybe dijo...

Extraordinaria crítica a la que no le falta ningún detalle que aportar y con la que estoy totalmente de acuerdo. Es un peliculón que te transmite muchas emociones y te pone en la piel de sus protagonistas sintiendo y padeciendo su desgracia. Película en la que sigues pensando después de pasar días de visionarla y la música se mete en la cabeza. Lo único que apuntaría y recomendaría es ir a verla con un buen estado de ánimo porque es fuerte y duro el relato.

Carmen Maria Ramos Fuentes dijo...

Perfecta crítica de la película.
Personalmente,la película me ha parecido de las mejores que he visto desde hace bastante tiempo.A pesar de estar nominada a oscars,no es como la mayoría de películas que optan a estos premios,que si bien no eres un buen entendido del cine la película te puede resultar difícil de entender o incluso aburrida.Es una película amena que no se te hace lenta y muy entrañable y que prácticamente es apta para todos los públicos debido a que la película está relatada desde el punto de vista de la inocencia de un niño de cinco años de edad.
Las interpretaciones son desde mi punto de vista perfectas,la banda sonora no podría ser mejor y el ambiente es impresionante.
Sin duda es una de esas películas que desde el primer minuto te hace meterte en la piel de los protagonistas,y al salir de la sala de cine empiezas a cuestionarte muchas ideas de las que se plantean.La recomiendo al 100%,y espero impacientemente a su estreno para volver a ir a verla.Gracias por darme la oportunidad de asistir a su preestreno gratis!

Premio del Público

¡Contáctanos!

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *