NOTICIAS

1 de octubre de 2014

True Detective: Buena... aunque sobrevalorada [Críticas]

He tardado un poco en ver esta pequeña nueva joya de HBO, pero como el tiempo, al final, es efímero, creo que aunque tarde, lo importante es encontrarse con un producto bueno e interesante. El caso es que esta True Detective lo es sin duda, pero bajo mi punto de vista, está algo sobrevalorada. 

True Detective

Seguramente sea que de tanto escuchar hablar de ella como magnífica, tenía expectativas demasiado altas sobre la misma. Aunque creo que no es el caso. Normalmente siempre me enfrento a las cosas nuevas con la mente lo más abierta posible, sin esperanzas de ningún tipo. Como digo, en el último año siempre he escuchado a mucha gente hablar sobre esta miniserie o película contada en pequeños trozos. Los expertos apuntan a que ha sido un grave error por parte de los creadores de esta historia el que compitiese en los últimos Emmy en la categoría de Serie y no en la de Mini Serie, como sí lo hizo la genial Sherlock, y que ha arrasado sin piedad con las demás. Este iba a ser el año de True Detective en los premios. Más bien creo que su “fracaso” se debe a que en el fondo, no es tan magnífica como han pretendido vendernos.

¿Qué es lo mejor que tiene esta serie? Pues creo que es el apartado visual. La atmósfera de los pantanos de Louisiana donde transcurre la acción, el reflejo que hacen los creadores de la gente que vive en esos sitios del Bible´s Belt sureño de EEUU, la luz débil casi mortecina en ciertos momentos que transmite asfixia, casi claustrofobia. Todos estos elementos puramente ambientales están magníficamente hechos y logran meter al espectador de lleno en la historia, porque también se acaban reflejando en los propios policías que protagonizan el relato. Marty Hart (Woody Harrelson) y Rusty Cohle (Mattew Mcconaughey), dos tipos absolutamente diferentes entre sí. Dos formas distintas de ver la vida y de enfrentarse a ella. Rusty, un pesimista desde el punto de vista filosófico como se define así mismo, es un hombre profundamente atormentado, con un don para convertirse en un Auténtico Detective (de ahí el título de la serie, que se refiere en concreto a este personaje). “Siempre llevo un cuaderno encima, para apuntar cosas porque luego, más adelante, ves ese pequeño detallito y… ¡Vaya! Se soluciona el Caso”. Y Marty, un hombre típicamente sureño, acostumbrado a un trabajo policial sencillo y con una visión de las cosas muy diferente que originará más de un conflicto con Rusty. Ambos se encontrarán con un caso difícil, el asesinato ritual de una mujer. Un crimen que esconde más de un secreto relacionado con una secta de protestantes fanáticos.
 
True Detective
Rust y Marty

Sin duda, el personaje más interesante de la serie es Rusty, pero no es la primera vez que nos encontramos con caracteres atormentados que tienen un don o una facilidad especial para resolver crímenes. Tampoco es la primera historia que nos encontramos con una atmósfera particular y protagonizada por una pareja de policías. Creo que David Fincher ya lo hizo hace muchos años en su épica “Seven”, y posteriormente lo ha seguido haciendo en el resto de su filmografía, como por ejemplo “Zodiac”.  Al igual que el modo de narrar la historia de True Detective tampoco es precisamente novedoso. Ya lo hizo JJ. Abrams, por poner un ejemplo, en “Perdidos” con esos cambios constantes de tiempo, saltos al pasado y al futuro. Salvando las diferencias que hay por supuesto entre las series y películas mencionadas. Podríamos concluir diciendo que esta serie es un buen ejemplo de producto de marketing muy bien orquestado. Destaco que me ha gustado mucho, es un relato muy bien construido y dirigido, pero que no es para tanta alabanza. Entre otras cosas porque el trasfondo de la historia tampoco esconde nada original. Ya conocemos por otra serie, de la misma HBO, True Blood, cómo son los grupos protestantes fanáticos, que en la serie de los vampiros aparecen reflejados de forma metafórica, pero aun así logramos hacernos una idea de cómo son.

Próximamente, el escritor alemán Phillip Kerr publicará una nueva novela llamada “Prayer”, que transcurre en EEUU, y que narra una historia criminal en ese Sur Bíblico de True Detective. Vuelvo a insistir para que los puristas no me peguen: es una serie estupenda, está muy bien hecha, pero desgraciadamente, bajo mi punto de vista, está muy sobrevalorada y tengo que ser sincero con los lectores. Los amantes de las buenas historias policíacas la disfrutarán, pero no esperen encontrarse con una historia original y nunca vista antes.



Sigue a De Fan a Fan en redes sociales

2 comentarios:

Machete dijo...

No veo series porque son interminables, y en la mayoría de casos con finales inferiores. Pero esta serie me la recomendaron bastante y como es corta, le di la oportunidad. Me sorprendió bastante, los dos actores lo bordan, aunque sin duda, el mejor es el personaje de Cohle. Por poner algún pero, se lo dedico al desenlace. Me esperaba algo más estrámbotico, creo que se resuelve demasiado precipitadamente.

Jose Joaquin G.H dijo...

Machete: Yo esperaba a Chtuluh haciendo alguna aparicion por los pantanos... pero nada... al final todo muy real...

Premio del Público

¡Contáctanos!

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *